Publicado el

Rooibos, infusiones e infusiones de frutas, ¿qué nos aportan?

rooibos-infusiones-e-infusiones-de-frutas

Rooibos, infusiones e infusiones de frutas son la alternativa perfecta al té cuando se trata de eliminar el consumo de teína de nuestra dieta, pues el contenido de esta sustancia en dichas variedades es prácticamente nulo. Precisamente por ser bebidas ligeras que pueden consumirse a cualquier hora del día cabe destacar su poder relajante, al igual que el diurético, pues tomarlas frecuentemente nos ayudan a asegurarnos de cumplir con la ingesta de líquidos diaria recomendada.

De por sí, estas deberían ser razones suficientes para hacer de estas variedades unas habituales de nuestra despensa, pero sus propiedades van más allá y, aunque se antoje imposible hablaros de todas ellas por la infinidad de combinaciones e ingredientes que pueden presentar, en este post os mencionaremos las más destacadas de cada una de ellas.

Rooibos:

El rooibos se presenta a menudo como un té aun no siéndolo, pues no se obtiene de la planta del té sino de un arbusto sudafricano. A nivel gustativo, con el rooibos se tiene la sensación de estar bebiendo un té, que en realidad no es té, es decir, sin teína.

En cuanto a sus propiedades, nos quedamos con que es bueno para los huesos, favorece las digestiones (a partir de media hora después de comer) y la quema de grasas, tiene efecto rejuvenecedor y aporta un montón de minerales a nuestro cuerpo.

Infusiones:

Las infusiones presentan tantas propiedades como tipos de hierbas existen. Es decir, la manzanilla, la menta, el romero, el tomillo, el aciano, el cardamomo, la citronela, el hibisco… aportan diferentes beneficios a nuestra salud.

En líneas generales, destaca su uso a la hora de tratar trastornos digestivos (e.g. diarrea, cólicos y vómitos), las flatulencias, el mal aliento, el nerviosismo, la ansiedad o el insomnio; afecciones respiratorias (e.g. gripe o asma) y la mala circulación.

Infusiones de frutas:

En cuanto a las infusiones de frutas, podríamos decir algo semejante a lo mencionado con las infusiones de hierbas, pues hay un montón y cada una aporta algo distintivo.

Su principal denominador común es el aporte de vitaminas, en especial el de Vitamina A y Vitamina C, pero las frutas y sus infusiones son también ricas en fibraácido fólico (fortalece el sistema inmunológico y ayuda a absorber el hierro necesario para el organismo) y ácido pantoténico (mejora la hidratación de la piel y su luminosidad).

Si te ha gustado lo que cada una de estas variedades puede aportar a tu organismo, te animamos a probar nuestros rooibosinfusiones e infusiones de fruta.